Reino Unido: Encuentran ciudad medieval subterránea del siglo XI

Dinosaurios, Paleontología y Arqueología

Por Sophimania Redacción
17 de Diciembre de 2014 a las 11:47
Compartir Twittear Compartir
Reino Unido: Encuentran ciudad medieval subterránea del siglo XI

Un grupo de arqueólogos ha descubierto la red de una ciudad medieval en Inglaterra que se remonta a finales del siglo 11. Los restos, que incluyen una catedral y un castillo, se encuentran en el sitio histórico de Old Sarum, cerca de Salisbury.

En su apogeo, la ciudad prosperó durante unos 300 años, pero finalmente declinó en el siglo 13, con la conquista romana y el ascenso de Nueva Sarum, dijeron los investigadores. Los arqueólogos han sabido por mucho tiempo que existía la ciudad medieval en Old Sarum, pero esta es la primera distribución detallada de la ciudad.

"Nuestra investigación muestra la ubicación de los edificios individuales y de esto se puede reconstruir una imagen detallada del plan urbano dentro de las murallas de la ciudad," dijo Kristian Strutt, un arqueólogo de la Universidad de Southampton que está trabajando en el lugar.

 

Strutt y el equipo descubrieron una serie de estructuras enormes que recubren el borde sur de la pared exterior de la ciudad. Los arqueólogos creen que las estructuras son restos de grandes construcciones defensivas que fueron diseñados para proteger la ciudad.

El equipo también encontró evidencia de viviendas residenciales agrupadas en las esquinas sureste y suroeste, entre las murallas exteriores e interiores. Depósitos minerales antiguos repartidos por todo el sitio pueden ser restos de hornos o calderas. Alguna evidencia sugiere que la ciudad pudo haber sido habitada de nuevo por un breve período después de los años 1300.

 

 

medieval 2

Foto: ENGLISH HERITAGE

 

 

Métodos de investigación arqueológica

 

El sitio de Old Sarum pertenece al Patrimonio Inglés, una organización que asesora al gobierno Inglés en lugares de interés histórico. Patrimonio Inglés quiere preservar el sitio, sin embargo, Strutt y el equipo de investigadores no confían en las herramientas de excavación, de estilo tradicional Jones Indiana. En cambio, los investigadores escanearon el sitio utilizando una serie de técnicas de estudio no invasivo, de alta tecnología.

Las herramientas de Arqueología se han vuelto cada vez más sofisticadas, y los arqueólogos están incluso utilizando drones impresos en 3D para explorar los sitios ahora. Para este estudio, el equipo inició utilizando magnetometría, un método que mide los patrones de intensidad de campo magnético.

 

Este método puede crear un mapa de características situadas justo debajo de la superficie de la Tierra, ya que cada material tiene una propiedad magnética única que deja su propia firma distinta en un lector de imán. Los investigadores también utilizaron el radar de penetración terrestre (GPR), que dispara microondas que penetran la tierra y medidas que reflejan estructuras situadas por debajo de la superficie.

El equipo también usó un método llamado tomografía de resistividad eléctrica (ERT). ERT es una forma no invasiva para obtener imágenes de las estructuras que podrían estar enterradas más profundo, y llegan más lejos que los magnetómetros o el GPR.

 

 

FUENTE: Live Science


Compartir Twittear Compartir