China anuncia la construcción de su propio colisionador de partículas

Física, Mundo Cuántico y Futuro

Por Sophimania Redacción
2 de Noviembre de 2015 a las 09:52
Compartir Twittear Compartir
China anuncia la construcción de su propio colisionador de partículas

En los últimos años, China ha estado haciendo fuertes inversiones en ciencia. No solo en la que tiene aplicaciones prácticas sino también en ciencia teórica; y aunque se sospecha que el planeamiento comenzó desde el 2013, recién ahora se hacen públicas las intenciones de construir un colisionador de partículas.  

 

A través del diario China Daily, se supo que el gigante asiático va a iniciar la construcción del mayor colisionador de partículas del mundo en 2020. Según las autoridades, la instalación subterránea será de al menos el doble del tamaño del Gran Colisionador de Hadrones (LHC) europeo.

 

"Esta es una máquina para el mundo y por el mundo: no solo para China", dijo Wang Yifang, director del Instituto de Física de Altas Energías de la Academia de Ciencias de China, a China Daily, dando a entender que la instalación estará a disposición de toda la comunidad científica.

 

El concepto de diseño final no se completará hasta finales del próximo año, por lo que de momento no hay detalles sobre el proyecto, pero se espera que sea capaz de generar siete veces más energía que el LHC y así pueda obtener más información del misterioso bosón de Higgs.  

 

El bosón de Higgs es una esquiva partícula que, los científicos creen, da masa a otras partículas, y como tal, es un elemento fundamental en la formación del universo. Pero todavía hay mucho que no entendemos acerca de cómo funciona y lo que hace. China espera que el nuevo colisionador de partículas ayude a responder algunas de estas preguntas.

 

Los aceleradores de partículas como el LHC funcionan acelerando electrones o protones a velocidades cercanas a la velocidad de la luz en direcciones opuestas a través de un túnel muy frío, hasta que finalmente chocan entre sí. Esa colisión destruye las partículas originales creando extraños y nuevos tipos de radiación y partículas que pueden ayudar a los físicos a comprender cómo funciona el Universo.

 

"El LHC está llegando sus límites de energía", dijo Yifang. "No parece que sea posible aumentar la energía de manera espectacular en las instalaciones existentes." Finalizó.

 

Aunque aún no hay un lugar oficial donde se construya este inmenso colisionador, Yifang sugirió Qinghuangdao, una ciudad portuaria al norte que es el punto de partida de la Gran Muralla de China.


Compartir Twittear Compartir