Estudio genético: Los hombres son el sexo débil

Genética, Biología y Química

Por Sophimania Redacción
18 de Junio de 2015 a las 14:34
Compartir Twittear Compartir
Estudio genético: Los hombres son el sexo débil

La ciencia parece haber determinado que el hombre es el sexo débil. Sin embargo, las culpables de eso serían las mujeres, sus propias madres, quienes, según un estudio de la Universidad de Otago, en Nueva Zelanda, transmiten a sus hijos varones una serie de genes "defectuosos". Estos genes no se transmitirían a las hijas mujeres.

 

Las razones son varias, pero el estudio dirigido por el genetista Neil Gemmell, acaba de desvelar que la culpa de ello la tendría el ADN mitocondrial heredado de la madre. Y es que, cuando este muta en los varones puede producir daños en su fertilidad, su capacidad cognitiva y en otra serie de factores que podrían relacionarse con su esperanza de vida.

 

Esta conclusión ha sido dada a conocer por Gemmell en el encuentro anual de la Sociedad Europea de Reproducción Humana y Embriología.

 

 

debil 2

Foto: ABC

 

 

De acuerdo con el estudio de Gemmel, el ADN mitocondrial defectuoso podría tener relación directa con determinadas problemas de salud que padecen los hombres, aumentando el riesgo de contraer ciertas enfermedades del corazón, músculos y nervios. Además, estas mutaciones podrían afectar a la fertilidad masculina y también su capacidad cognitiva.

 

Tal y como afirman los responsables del estudio, que han llevado a cabo varias pruebas en moscas de la fruta y varios tipos de peces, esta maldición también puede aumentar el riesgo de padecer determinadas enfermedades relacionadas con el corazón, los nervios y los músculos. El fenómeno, curiosamente, ha sido apodado "la maldición de la madre".

 

Creo que los varones se encuentran en un callejón sin salida a nivel evolutivo en lo que a ADN mitocondrial se refiere”, ha señalado el científico en declaraciones recogidas por el Daily Telegraph.

 

Los investigadores dijeron que existían numerosos estudios en moscas de la fruta y peces sugieren que las mutaciones en los genes de ADN solo causan daños cuando se pasa de madres a hijos.

 

 

FUENTE: ABC, Clarín


Compartir Twittear Compartir