Ébola: Virus muta más rápido en humanos que en animales

Medicina, Salud y Alimentos

Por Sophimania Redacción
1 de Septiembre de 2014 a las 11:32
Compartir Twittear Compartir
Ébola: Virus muta más rápido en humanos que en animales

Un equipo de profesionales de cuatro países ha analizado la secuencia genética del virus del ébola a partir de muestras recogidas en Sierra Leona, el país más afectado, para esclarecer las claves del mayor brote de la historia.

Los resultados, publicados en la revista Science, indican que el genoma del virus está cambiando rápidamente a medida que se transmite de persona en persona, aunque se desconoce si las mutaciones son la causa de la virulencia de la nueva epidemia. Sí se sabe, en cambio, que las variaciones presentan un impedimento de cara a su diagnóstico, con lo que han de ser vigiladas de cerca.

 

 

Las mutaciones


Los investigadores identificaron 300 mutaciones que afectaban a las secuencias de proteínas del virus y alteraban su comportamiento, que bien podrían ser una traba en la eficacia de tratamientos experimentales como constituir precisamente una diana para futuros fármacos. El análisis de los 99 genomas ha revelado también información sobre su origen: por lo pronto, se cree que se introdujo en un solo humano que había ingerido o manipulado carne cruda de murciélago o mono.

"Hemos encontrado que el virus está haciendo lo que los virus hacen: está mutando", dice el autor principal, Pardis Sabeti de la Universidad de Harvard y el Instituto Broad.

 

 

muta 2

Foto: Peru21

 

 

El coautor del estudio, Robert Garry, de la Universidad de Tulane, dice que el virus está mutando al doble de la tasa en las personas en comparación con lo que sucede en huéspedes animales, como los murciélagos de la fruta.

Garry dice que el estudio muestra los cambios en la glicoproteína, la proteína de superficie que se une al virus en las células humanas, permitiendo que se replique con mayor rapidez en su huésped humano. 

 

 

Los costos de crear nuevos tratamientos

 

El virus del ébola se ha mantenido contenido en regiones poco pobladas del centro de África a lo largo de décadas. En esta ocasión, sin embargo, se ha extendido a la zona occidental y mantiene al mundo en vilo al traspasar puntualmente las fronteras marítimas del continente.

Desde su detección en Guinea en marzo de este año, se han registrado 3.069 casos, de los cuales han fallecido 1.552, según la Organización Mundial de la Salud; una cifra superior a la suma de todas las víctimas de anteriores brotes y que podría incluso alcanzar los 20.000.


El precio del descubrimiento, que ayudará a trazar su origen, mejorar los diagnósticos y a diseñar tratamientos, ha sido muy elevado: cinco de los autores del estudio fallecieron al contraer la enfermedad.

 

FUENTE: ABC


Compartir Twittear Compartir