Encuentran asociación entre el humo del cigarro de segunda mano y el déficit de atención

Medicina, Salud y Alimentos

Por Sophimania Redacción
6 de Abril de 2015 a las 14:46
Compartir Twittear Compartir
Encuentran asociación entre el humo del cigarro de segunda mano y el déficit de atención

Una nueva investigación sugiere que los niños pequeños que crecen cerca del humo del tabaco tienen tres veces más probabilidades de desarrollar el trastorno de hiperactividad con déficit de atención (TDAH) que los que no lo son, y el vínculo es más fuerte en aquellos que tienen más de un par de horas de exposición cada día.

"Hemos demostrado una asociación de dosis-respuesta significativa y sustancial entre el humo de segunda mano y una mayor frecuencia de problemas mentales globales", concluyó el equipo en la revista Tobacco Control.

El equipo internacional, dirigido por Alicia Padrón de la Universidad de Miami Miller School of Medicine de los EE.UU., analizó datos que fueron recogidos por la Encuesta Nacional de Salud entre 2011 y 2012, que incluye información sobre estilo de vida de 2.357 padres con niños entre 4 y 12 años de edad.

La encuesta preguntó a los padres sobre los niveles de exposición al humo del cigarro, y encontró que el 8 % de los niños había sido diagnosticado con un trastorno mental. Los datos también mostraron que, "alrededor del 7 % de los niños estaban expuestos al humo de segunda mano por menos de una hora por día, y el 4,5 % fueron expuestos durante una hora o más cada día”.

 

 

smoke 2

Foto: Science Alert

 

 

Según el estudio, los niños que estuvieron expuestos al humo de segunda mano por menos de una hora por día eran un 50% más susceptibles de tener algún trastorno mental en comparación con los niños no expuestos en absoluto. Y los niños que fueron habitualmente expuestos al humo de segunda mano durante una hora o más cada día eran casi tres veces más susceptibles.

Además, los niños expuestos a menos de una hora al día tenían el doble de probabilidades de tener TDAH que los niños que no fueron expuestos, y los niños expuestos durante una hora o más diariamente tuvieron más de tres veces más probabilidades de tener TDAH".

Pero las limitaciones del estudio son bastante significativas: mientras que los investigadores han encontrado una relación clara entre la exposición al humo de segunda mano y el TDAH, no pueden probar la causalidad, y no hay suficiente investigación para explicar por qué el humo tendría este efecto.

Hay suficiente evidencia que sugieren que la exposición de un niño al humo de cigarro de segunda mano humo es una mala idea, a pesar de su posible relación con el TDAH. La investigación sobre los efectos del humo de segunda mano en la salud mental contribuyen al creciente cuerpo de evidencia de que la exposición al humo por parte de los niños podría ser responsable de los problemas cognitivos y de comportamiento.

 

 

FUENTE: Science Alert


Compartir Twittear Compartir