Mira este dispositivo revivir corazones muertos para trasplante (VIDEO)

Medicina, Salud y Alimentos

Por Sophimania Redacción
7 de Septiembre de 2015 a las 09:59
Compartir Twittear Compartir
Mira este dispositivo revivir corazones muertos para trasplante (VIDEO)

Investigadores de los EE.UU. han desarrollado un dispositivo que puede revivir un corazón muerto, incluso después de que dejó de latir al interior de su cuerpo original. Y si bien esto es una gran noticia para las personas que necesitan un trasplante de corazón, ya está levantando controversia sobre cómo proclamar a una persona "muerta" si podemos reiniciar su corazón en el cuerpo de otra persona.

 

"¿Cómo podemos decir que la muerte es irreversible, cuando la función circulatoria se restaura en un cuerpo diferente? Tendemos a pasar por alto eso porque queremos trasplantar estos órganos", explica Robert Truog, un especialista en ética médica de la Universidad de Harvard en los EE.UU.

 

Si necesitas un trasplante de corazón, tienes que esperar a que la familia de un paciente vegetativo firme un permiso para poder recibirlo, ya que el trasplante de un corazón de una persona fallecida se considera demasiado arriesgado.

 

 

TransMedics

 

 

Los corazones de pacientes vegetativos, por otro lado, se pueden enfriar al interior del cuerpo cuando la persona todavía está viva, el bajar la temperatura son detenidos en su funcionamiento y luego extraídos y transportados en un contenedor a 4 ° C. Enfriarlo implica que la actividad metabólica del corazón se reducirá hasta en un 90 %, lo que da a los médicos tiempo suficiente para trasplantarlo al interior de otra persona y lo hacerlo latir de nuevo antes de que se quede sin oxígeno.

 

Desarrollado por la empresa TransMedics con sede en Massachusetts, el nuevo dispositivo funciona manteniendo el corazón extraído tibio y no frío. El corazón se transfiere a una cámara estéril montada en un carro con ruedas, en cuyo interior se sujeta el órgano a un tubo para darle un suministro constante de oxígeno, sangre y nutrientes. El equipo detrás del diseño dice que esto probablemente prolongará la cantidad de tiempo que un corazón puede mantenerse funcional fuera de un cuerpo.

 

¿La desventaja? Bueno, aparte de que este procedimiento cuesta alrededor de US $ 250.000 por pieza, esto abre un nuevo debate sobre cómo saber si una persona está muerta si existe la  posibilidad de que su corazón muerto reviva y de vida a otra persona. Pero para Truog, el hecho de que la persona ya haya muerto una vez es el factor clave, y debería corresponder a las familias decidir lo que pasará con el corazón.

 

"Mi argumento es que esas personas están muriendo y es buena idea usar sus órganos para ayudar a otra persona. Se están muriendo y es permitido usar sus órganos. La pregunta es si están siendo perjudicados, y yo diría que no lo son", finaliza.

 

 

FUENTE: Science Alert


Compartir Twittear Compartir