¡Agua líquida fluye en Marte!

Astronomía

Por Sophimania Redacción
28 de Septiembre de 2015 a las 12:14
Compartir Twittear Compartir
¡Agua líquida fluye en Marte!

La mañana del 28 de Setiembre, NASA anunció lo que veníamos especulando desde hace unas semanas: Agua salada líquida corre entre los cañones y montañas sobre la superficie de Marte en los meses de verano, aumentando con esto las probabilidades de encontrar vida tal y como la conocemos.

 

La conferencia de prensa que se vio a través de NASA TV, contó con la presencia de John Grunsfeld director de la Misión Científica de la NASA en Washington, Lujendra Ojha del Instituto Tecnológico de Georgia y autor de los descubrimientos; y Rich Zurek científico de JPL de la NASA.

 

El descubrimiento se hizo con la ayuda del Mars Reconaissance Orbiter que estudió la huella que dejan las pequeñas corrientes de agua al secarse con la llegada del invierno. Los científicos aún no están seguros de dónde se origina el agua, pero es probable que venga  del subsuelo y de acuíferos salados. La otra opción es que la sal absorba vapor de agua directamente desde la atmosfera marciana.

 

Cualquiera que sea el origen del agua, el hecho que sea estacional aumenta las posibilidades de existencia de vida. Sin embargo se debe señalar que el agua salada quizás sea demasiado densa para poder ser habitada por un organismo terrestre.

 

[VIDEO]

 

Este descubrimiento aumenta las chances de un viaje tripulado al Planeta Rojo para poder hacer estudios con mayor eficiencia. Los robots y sondas que tenemos actualmente hacen un buen trabajo pero extremadamente lento en comparación a como lo haríamos los humanos. El próximo año se espera comenzar a analizar el planeta rojo por dentro.

 

Sin embargo, no todo serían buenas noticias porque de haber vida en Marte, los actuales protocolos para evitar la contaminación interplanetaria harían casi imposible el envío de humanos ya que nuestra presencia podría interferir con el hipotético ecosistema marciano sea de manera intencional o no.

 

Los detalles del hallazgo se presentaron temprano el lunes en la revista Nature.


Compartir Twittear Compartir