NASA descubre un volcán de hielo de 4 mil metros en Ceres

Astronomía

Por Sophimania Redacción
5 de Septiembre de 2016 a las 11:31
Compartir Twittear Compartir
NASA descubre un volcán de hielo de 4 mil metros en Ceres
Ahuna Mons es el primer criovolcán descubierto hasta la fecha.Imagen: NASA

Por primera vez, científicos de la NASA han encontrado evidencia directa de la existencia de una misteriosa forma de vulcanismo en Ceres, un planeta enano que se encuentra en el cinturón de asteroides.

En la década de 1800, Ceres fue considerada un planeta pequeño, pero eso cambió a mitad de ese siglo cuando los científicos se dieron cuenta de que había grandes diferencias entre los planetas y una nueva clasificación de cuerpos llamado "asteroides". Después de cinco décadas, Ceres fue degradada a asteroide. Pero, dado su tamaño (un tercio de la masa del cinturón de asteroides), tampoco podía ser un asteroide. Así en 2006, se reclasificó a Ceres, una vez más, esta vez como un planeta enano.

Ahora, Ceres estaba en la misma clasificación que Plutón y el resto de los planetas enanos que existen en el Sistema Solar. Y con tan sólo 964 kilómetros de ancho, Ceres es uno de los planetas enanos más pequeños de nuestro sistema solar.

Pero el diminuto planeta enano ha seguido desconcertar a los científicos con misteriosos puntos blancos y cráteres que desaparecen. Ahora resulta que este pequeño planeta helado todavía tiene algunas sorpresas más. Uno de ellas incluye un gigantesco volcán de hielo llamado Ahuna Mons que arroja agua salada hirviendo.

Publicado junto a otros seis estudios, científicos de la NASA divulgaron un artículo en la revista Science que afirma que Ahuna Mons es la evidencia más fuerte hasta ahora de la existencia de volcanes de hielo. Los científicos utilizaron datos de la nave espacial Dawn, la cual había sido enviada para investigar el cinturón de asteroides.

Ahuna Mons es una gigantesca montaña en forma de pirámide que ocupa una gran parte de Ceres y que ha estado desconcertando los científicos durante años. Tiene 3.962 metros de altura y 17,7 kilómetros de ancho en su base, cerca de la mitad del tamaño del Monte Everest, y en un cuerpo planetario del tamaño de Texas, este tipo de estructura destaca. Los científicos aún desconocen cómo puede haberse formado una montaña tan grande en un planeta tan pequeño.

Otro hecho interesante sobre Ahuna Mons es su edad. Mientras que algunos cientos de millones años suena antiguo en comparación con los jóvenes volcanes de la Tierra, es muy joven en comparación con los volcanes en la Luna y Marte.

Y aún más extraño es el material que el volcán está hecho de: hielo. Los científicos han sospechado durante mucho tiempo que los volcanes de hielo, llamados criovolcanes, existen en Plutón, Ceres e incluso en Titán, la luna de Saturno, pero Ahuna Mons les ha dado su primera prueba real de criovolcanismo.

Los criovolcanes son como los volcanes regulares pero en vez de escupir roca fundida cuando entran en erupción, escupen una mezcla de sal y agua. Al momento que el Ahuna Mons erupciona el agua salada, esta se congela creando una cúpula de hielo en la parte superior, la cual, fue uno de los signos más reveladores de que Ahuna Mons es un criovolcán.

Los científicos utilizaron mapas geológicos de la región a partir de imágenes tomadas por la sonda Dawn cuando estuvo en órbita de Ceres. Observaron cráteres y utilizaron modelos de elevación 3D para ver qué procesos podrían formar la montaña. Debido a que fueron capaces de excluir la formación de placas tectónicas y la erosión, la actividad volcánica parecía sersu mejor opción. "El único proceso que forma una montaña aislada es el vulcanismo", dijo Ottaviano Ruesch, científico de la NASA y autor principal del artículo.

Después de estudiar los modelos 3D del Ahuna Mons, los científicos compararon su estructura con la de otros volcanes y encontraron que el pequeño domo volcánico, así como los flancos y la cumbre, muy similar a lo que se encontraría en la Tierra, la Luna y Marte.

"Hemos visto indicios de actividad criovolcánica en el pasado, pero no estábamos seguros en absoluto por lo que este es un descubrimiento importante que pone restricciones sobre cómo Ceres podrían haber evolucionado", dijo Ruesch. "Esta montaña en la superficie nos dice lo que está pasando en el interior", añadió.

De acuerdo con Ruesch, el volcán podría arrojar luz sobre un proceso clave en la evolución de Ceres que formó nuevos cristales y minerales como la sal. Fue esta sal la que permitió la formación de fluidos en Ceres. Esto ocurre porque cuando se le agrega sal al agua, disminuye la temperatura a la que el agua se congela, lo que le permite permanecer en estado líquido durante más tiempo.

Como Dawn continúa orbitando alrededor de Ceres, los científicos tomarán más imágenes de la montaña para ver si hay algún cambio y asegurarse de que no hay vida floreciendo en el volcán. "No esperamos encontrar nada (de vida) pero nunca se sabe", dijo Ruesch. "La naturaleza nos sorprende cada vez, así que queremos asegurarnos de que el volcán no está activo".

 

FUENTES: SCIENCEALERT, GIZMODO  


#ceres #criovolcán #ahuna mons
Compartir Twittear Compartir