NASA ya planea mandar robots a "vivir" en la Luna

Misiones Espaciales

Por Sophimania Redacción
8 de Julio de 2015 a las 13:18
Compartir Twittear Compartir
NASA ya planea mandar robots a "vivir" en la Luna

El 7 de julio, la NASA anunció que comenzará elaborar proyectos de financiamiento para estudios especiales más ambiciosos, entre ellos uno que transformaría un cráter lunar inhóspito en un hábitat para robots, y, finalmente, exploradores humanos.

 

Situado en el polo sur de la luna, el cráter Shackleton es solo el lugar donde se quieren llevar a cabo experimentos de terraformación. La NASA quiere llenar el cráter con transformadores de energía solar y, a continuación, utilizar una flota de robots para convertir el cráter en un ambiente hospitalario en miniatura.

 

El cráter Shackleton es el único calificado como un lugar para terraformación a pequeña escala. Nombrado en honor al famoso explorador del propio polo sur de la Tierra, el cráter cubre aproximadamente 130 millas cuadradas, o el doble del tamaño de Washington, DC. Está rodeado por todos lados por picos que se elevan a más de 14.000 pies por encima de la superficie del cráter. Dentro, los científicos ya han encontrado agua, que es esencial para cualquier futura habituación humana.

 

 

crater 2

POPSCI

 

 

Antes de que los seres humanos llegran los robots. Para funcionar, los robots necesitan energía eléctrica y calor; y, con el equipo adecuado, el sol puede proporcionar ambos. En la oscuridad, el cráter es de unos -280 Fahrenheit, pero una serie de reflectores solares podría capturar la luz de los picos en el borde del cráter y luego reflejarlo hacia el cráter, alimentando los rovers con energía solar en el mismo tiempo.

 

Un reflector de solo 130 pies de diámetro podría enviar luz a más de seis millas en el cráter, y la alimentación de un rover (o una flota de varios rovers) puede cargarse hasta con un megavatio de energía y evitar que se congele. Gracias a su altura, siempre hay al menos un punto en las cumbres sobre el borde del cráter, que recibe la luz del sol, por lo que el trabajo se puede hacer de forma continua.

 

Si este plan funciona, varios robots armados con reflectores trabajarían en el borde del cráter irradiando los rayos del sol, mientras que los robots en el interior del cráter construirían algo parecido a un "oasis" en la luna. O por lo menos, un oasis para los robots lunares.

 

Si todo sale bien, los robots heredarán la luna.

 

 

FUENTE: POPSCI


Compartir Twittear Compartir