SpaceX no es la única compañía en la búsqueda de cohetes reutilizables

Misiones Espaciales

Por Victor Roman
25 de Diciembre de 2015 a las 09:38
Compartir Twittear Compartir
SpaceX no es la única compañía en la búsqueda de cohetes reutilizables

Las compañías aeroespaciales privadas como SpaceX están a punto de hacer lo que el transbordador espacial nunca pudo: democratizar el espacio. Las consecuencias de tales avances podrían ser profundas.

 

El lunes 21 de diciembre el cohete Falcon 9 de SpaceX hizo historia al regresar intacta a tierra la parte más importante del cohete. Sin embargo, la compañía de Elon Musk no fue la primera en realizar esta hazaña digna de la ciencia ficción.

 

Aunque salvando las distancias entre ambos, un mes atrás, Blue Origin lanzó su cohete New Shephard con una cápsula vacía en un vuelo de prueba suborbital, en el que la cápsula volvió intacta y el cohete aterrizó con éxito en una nube de polvo y humo en el lugar de lanzamiento al oeste de Texas, EE.UU.

 

La capacidad de lanzar, aterrizar, revisar y volver a lanzar cohetes con la confiabilidad de un avión de pasajeros es vista como crucial para que la humanidad pueda llegar a ser una civilización verdaderamente interplanetaria. Al cambiar de cohetes desechables a cohetes reutilizables, se espera que los costes de lanzamiento caigan significativamente, reduciendo el precio para poner cargas y personas en el espacio.

 

En teoría el programa del transbordador espacial de la NASA sería el intento inicial en el desarrollo de una flota de vehículos reutilizables para vuelos espaciales tripulados, así como para el lanzamiento de satélites y de mantenimiento. Pero a lo largo de sus 30 años de historia, nunca entregó las promesas iniciales de sus arquitectos.

 

Ahora, las empresas aeroespaciales privadas a cargo de visionarios millonarios están tomando el desafío, libre de las demandas de Wall Street que busca retornos de inversión en el menor plazo posible, o del intenso escrutinio del público que quiere saber en qué se invierten sus impuestos.

 

En abril pasado, la compañía ULA (United Launch Alliance) dio a conocer Vulcan, un cohete reutilizable de última generación que desprende sus principales motores (la parte más cara de una primera etapa) en pleno vuelo, se abre un paracaídas para disminuir la velocidad de la caída, y luego el paracaídas podrá ser enganchado por un helicóptero. Los motores una vez en tierra podrán ser inspeccionados para su reutilización.

 

Dos meses más tarde, Airbus presentó Adeline, un cohete concepto que recupera sus principales motores y el software de orientación. Todo este equipo está alojado en un mini avión no tripulado que luego se separa y vuela de manera independiente de regreso a la base. Ahí son revisados para ser usados nuevamente.

 

ULA espera lanzar Vulcan por primera vez en 2019. Mientras que Airbus espera probar por primera vez su nave Adeline en 2025.

 


#spacex #airbus #blue origins #ula #cohete reusable
Compartir Twittear Compartir