Por primera vez captan imágenes de forma de vida más pequeña de la Tierra

Naturaleza y Animales

Por Sophimania Redacción
5 de Marzo de 2015 a las 13:19
Compartir Twittear Compartir
Por primera vez captan imágenes de forma de vida más pequeña de la Tierra

Por primera vez, los científicos han capturado imágenes de bacterias ultra-pequeñas, poniendo fin a un debate de décadas de antigüedad sobre si existen o no realmente estas criaturas minúsculas. La publicación de la descripción de estas criaturas se realizó en Nature Communications.

Liderados por científicos del Departamento de Laboratorio Nacional de Energía Lawrence Berkeley de Estados Unidos y la Universidad de California, Berkeley, el equipo ha confirmado que estos organismos unicelulares tienen un volumen promedio de 0,009 micras cúbicos. Un micrón es una millonésima parte de un metro, lo que significa que 150 de ellos podrían caber dentro de una célula de E. coli. Esta es la forma de vida más pequeña conocida por la ciencia.

El equipo de investigación dice que las células de las bacterias están llenas hasta el borde con estructuras espirales apretadas que se piensan es, probablemente, ADN, y que contiene una pequeña cantidad de ARN. Funcionan de acuerdo con un metabolismo muy básico, lo que sugiere que probablemente son parásitos, siendo incapaces de satisfacer sus propias necesidades básicas sin la asistencia de más sofisticadas formas de vida.

 

 

La forma de vida más pequeña. Video: World News

 

 

Los diversos tipos de bacterias ultra-pequeñas encontradas pertenecen a una de tres tipos de microbiana, las cuales vienen siendo estudiadas por los científicos por muchos años. Para esto, los investigadores discutieron sobre el límite teórico de “lo pequeña” que una célula puede ser.

"Estas bacterias ultrapequeñas, descritas recientemente son un ejemplo de un subconjunto de la vida microbiana en la tierra de la que no sabemos casi nada", explica Jill Banfield, de la Universidad Berkeley, en un comunicado de prensa. "Son enigmática. Estas bacterias se detectan en muchos ambientes y probablemente juegan un papel importante en las comunidades microbianas y los ecosistemas. Pero nosotros todavía no entendemos completamente lo que estas bacterias ultra-pequeñas hacen".

"No hay un consenso sobre lo pequeño que puede ser un organismo, y cuáles son las estrategias de optimización de espacio para hacer posible una vida. Nuestra investigación es un paso significativo para determinar la caracterización del tamaño, forma, y la estructura interna de las células ultra pequeñas”, añadió Birgit Luef, de la Universidad Noruega de Ciencia y Tecnología, Trondheim.

Las bacterias fueron congeladas rápidamente y llevadas de vuelta al laboratorio en Berkeley, donde sus estructuras internas fueron capturados utilizando microscopía electrónica de transmisión criogénica 3-D. Utilizando esta tecnología, los investigadores fueron capaces de ver las células en proceso de división, lo que significa que no solo estas criaturas no murieron de hambre o se volvieron inactivas, sino que estaban sanas, activas y replicándose.

 

 

FUENTE: Science Alert


Compartir Twittear Compartir