Proyecto Quipu: un documental interactivo que conecta a las víctimas de las esterilizaciones forzadas

Sociología y Antropología

Por Sophimania Redacción
9 de Enero de 2015 a las 10:35
Compartir Twittear Compartir
Proyecto Quipu: un documental interactivo que conecta a las víctimas de las esterilizaciones forzadas

Durante la década del 90, el Estado peruano implementó a través del Ministerio de Salud el Programa de Salud Reproductiva y Planificación Familiar, que esterilizó al menos 272 028 mujeres y 22 004 hombres, según informes de la Defensoría del Pueblo. La cifra exacta de personas forzadas, bajo presión o con engaños, a someterse al procedimiento aún es desconocida, mientras que la Fiscalía archivó la investigación contra los presuntos responsables a inicios del 2014.

La batalla legal de las víctimas lleva más de una década, con varias investigaciones judiciales archivadas y sin recibir ninguna reparación civil, a pesar de las promesas que llegaron desde el Gobierno. Para colaborar en esta larga lucha donde aún nadie puede garantizar justicia para los afectados, nace Proyecto Quipu, un documental interactivo que registra sus testimonios a través de una línea telefónica y una página web.

Un antiguo sistema inca de contabilidad y registro de información, elaborado a base de cuerdas y nudos, inspiró a los creadores de la iniciativa: el quipu. De este instrumento de memoria colectiva recoge tanto el nombre como el diseño: cada testimonio es una cuerda, cada respuesta un nudo.

Proyecto Quipu funciona como un foro web. Mediante una línea telefónica gratuita, los participantes de Perú pueden narrar sus testimonios, escuchar historias compartidas por otros y grabar respuestas. El equipo de Londres recibe los mensajes por Internet y se encarga de moderar, transcribir y traducir cada uno; luego carga la información a un website accesible desde cualquier parte del mundo. En muchos casos esta será la primera vez que estas experiencias serán escuchadas fuera de sus propias comunidades.

 

¿Qué es Proyecto Quipu y cómo puedes colaborar?

 

“Creemos que el hecho de ser finalmente escuchados y reconocidos por otros es importante en los procesos de empoderamiento de estas activistas. Y las eventuales respuestas y mensajes de apoyo de la comunidad global pueden no solo ayudar moralmente a estas personas en su lucha, sino también crear cierto tipo de presión sobre las autoridades peruanas”, declaró Rosemarie Lerner, co-directora del Proyecto Quipu, a Sophimanía.

Aunque la lucha por justicia para las víctimas de las esterilizaciones forzadas lleva más de una década, el tema recuperó presencia en la agenda política peruana cuando el candidato Ollanta Humala lo utilizó en las elecciones presidenciales del 2011 contra Keiko Fujimori. En los meses siguientes, por iniciativa de Rosemarie Lerner y Maria Court, nace en el Estudio Chaka la idea de grabar un documental.

“Con María nos dimos cuenta de que esta historia era tan grande y compleja que no bastaba con hacer otro documental que contara la historia de manera tradicional. Se necesitaba algo más, algo que realmente pudiera tener un efecto real para las mujeres afectadas. Así empezamos a investigar las posibilidades del documental interactivo”, indicó Rosemarie Lerner.

Posteriormente, contactan y reciben las colaboraciones del Dr. Matthew Brown (Estudios Latinoamericanos) y la Dra. Karen Tucker (Ciencias Políticas) de la Universidad de Bristol. Gracias a la convocatoria REACT Future Documentary desarrollaron una versión beta del proyecto, utilizando software libre del Civic Media Centre de MIT.

Mientras que a finales del 2014 lanzaron con éxito una campaña de crowdfunding para construir la plataforma que permitirá recoger y presentar los testimonios. Según Rosemarie Lerner, el objetivo del Proyecto Quipu es lanzar el documental interactivo a mediados del 2015 y recoger participaciones hasta el año siguiente. Aún buscan colaboraciones para mantener un archivo online permanente, siempre accesible por medio de bajas y altas tecnologías (teléfono y web).

 

documental quipu sophimania

Foto: Proyecto Quipu

 

En su primera etapa, Proyecto Quipu recogió cerca de 60 testimonios en dos zonas del Perú donde las mujeres se organizaron para exigir justicia desde hace varios años.

“Empezamos en Huancabamba (Piura), ya que Josefa Ramírez del IAMAMC (Instituto de Apoyo al Movimiento Autónomo de Mujeres Campesinas), se interesó en el proyecto desde un inicio y nos dio la confianza para poder ir a presentarles la idea a las mujeres de la organización y empezar a trabajar junto a ellas”, contó Rosemarie Lerner.

En el siguiente viaje llegaron a Independencia (Ayacucho), por recomendación de la ONG Demus. “Hasta el año pasado, las personas afectadas no tenían idea de que esto había pasado a nivel nacional. Pensaban que ellos, un grupo de 14 personas, eran los únicos”, añadió Rosemarie.

Los responsables del Proyecto Quipu consideran que su mayor reto está en Cusco, donde esperan recoger 200 testimonios al visitar el grupo más grande y organizado de personas afectadas. Al respecto, Rosemarie dice: “El acceso con ese grupo es el más delicado, ya que al haber sido las más expuestas en los últimos años, a veces -con razón- sienten desconfianza de este tipo de proyectos. Han participado en muchos documentales y reportajes, hasta ahora no han visto ningún beneficio”.

Las primeras denuncias de las víctimas de esterilizaciones forzadas, realizadas en 1988 y 2001, se archivaron en 2009. Gracias a un acuerdo entre el Estado peruano y la Corte Interamericana de Derechos Humanos, se reabrieron en 2012; aunque a inicios de 2014 la Fiscalía archivó otra vez las denuncias. La lucha por justicia continúa.


Compartir Twittear Compartir