Sacrificios humanos en la antigüedad servían como forma de perpetuar el control social jerárquico

Sociología y Antropología

Por Sophimania Redacción
6 de Abril de 2016 a las 11:33
Compartir Twittear Compartir
Sacrificios humanos en la antigüedad servían como forma de perpetuar el control social jerárquico
Jacques Arago

Un estudio publicado en Nature, ha encontrado que el sacrificio humano ayudó formar las complejas sociedades sociales. Los investigadores dijeron que las antiguas élites podrían haber utilizado el ritual como un medio para mantener a la gente en sus lugares legítimos, es decir, mantener las jerarquías.

En Austronesia, los métodos de sacrificio variaron entre las culturas, pero las víctimas eran generalmente cautivos y esclavos de la clase baja, mientras que los instigadores fueron la élite, tales como sacerdotes y jefes de las aldeas.

Los investigadores también encontraron que en estas culturas antiguas, hubo un solapamiento importante de las autoridades religiosas y políticas. Muchos de estos rituales se llevaron a cabo en nombre de una entidad sobrenatural que la gente adoraba. Esto sugirió que la religión podría haber sido explotada como una herramienta eficaz para controlar y mantener a la gente en la que correspondían en el sistema social.

"Mediante el uso de los sacrificios humanos se podían castigar temas tabú, desmoralizar a la clase baja e infundir el miedo de las élites sociales. Así los que tenían el poder fueron capaces de mantener y construir control social", dijo el autor principal Joseph Watts, profesor en la Escuela de Psicología de la Universidad de Auckland.

Los investigadores encontraron que, en general, los rituales de sacrificio humanos estabilizaban la estratificación social, que en ese momento, tenía una base jerárquica estricta. Según el co-autor Russell Gray, los rituales de sacrificio humanos proporcionaron a las sociedades con una herramienta eficaz para controlar a las personas, ya que estaban vinculadas a una "justificación sobrenatural del castigo".

Estos homicidios motivados por la religión se realizaron durante varios eventos, incluyendo desastres naturales, muerte de gobernantes, violación de las normas sociales, escasez de alimentos o abundancia, entre otros.

Los resultados mostraron que cuanto más estratificada estaba una sociedad, mayor era la probabilidad de que existan practicas rituales de sacrificio humano. En sociedades igualitarias, había menos probabilidad de encontrar estas prácticas. Estas jerarquías sociales antiguas dieron a luz a los sistemas de clase que todavía existen en el mundo de hoy en día.

 

FUENTE: ABC, TechTimes


#humano #sacrificio #sociedades
Compartir Twittear Compartir